El equipo femenino de Futsal se enfrenta a Cefo tras ganar en Ceuta

El equipo femenino de Fútbol Sala del Club Deportivo El Ejido se enfrentará este fin de semana a un difícil y duro rival como es Cefo. Pero lo hará con la motivación de llegar a ese encuentro tras conseguir la victoria el pasado domingo en Ceuta, donde las celestes se impusieron 2-4.

No habían jugado antes las chicas de Nacho Mira en Ceuta, si bien conocían las complicaciones de un destino como este, lo que hizo que salieran al encuentro aún más motivadas y concentradas.

Tal fue así que el conjunto celeste se puso por delante en el marcador nada más iniciarse el choque, a los siete segundos. Un hecho que fue contraproducente ya que al verse tan pronto con ventaja, las jugadoras ejidenses se confiaron y permitieron diversas llegadas del Ceuta. Las locales empataron en una jugada de uno contra uno donde faltó comunicación entre las celestes.

Aún así el CD El Ejido se volvió a poner por delante y fue ahí cuando llegó el momento más tenso y difícil del encuentro. La jugadora celeste Ana Ferrer recibió un pelotazo en la cara, perdía el sentido y tenía que ser trasladada en ambulancia al hospital. Felizmente todas las pruebas salieron bien y la jugadora se encuentra en buen estado.

Esa jugada, sin embargo, desequilibró el encuentro, hizo perder la concentración a las jugadoras ejidenses que veían cómo les empataban dos minutos después. “Pedimos un tiempo a falta de un minuto para el final del primer tiempo en el que pudimos calmar a las chicas porque ya sabíamos que Ana estaba bien y al final conseguimos dos goles importantes”, señaló el técnico celeste Nacho Mira.

Una importante victoria con la que el equipo ejidense llega a este choque frente a Cefo como quinto clasificado y sobre todo que acerca tres puntos más a las celestes al objetivo de la salvación, que podría quedar certificada en el mes de marzo. “Conseguirla este mes sería todo un logro teniendo en cuenta que el año pasado se logró en la última jornada”, recuerda Nacho Mira.

El equipo llega al partido frente a Cefo con muchas jugadoras pendientes hasta el último momento de su participación por lesiones y sobrecargas.